FacebookLexis

LEXIS Blog

Karen Andrea Garzón Sherdek
Karen Andrea Garzón Sherdek
viernes, 21 de enero de 2022 |

Chile: comicios entre dos polos opuestos

El 21 de noviembre de 2021 se llevaron a cabo los comicios generales para elegir las dignidades a la presidencia de la república, senadurías (27), diputaciones (155) y consejeros/as regionales (302) de Chile, que resultaron en el enfrentamiento de dos polos opuestos y antagónicos en la segunda vuelta electoral: Gabriel Boric (izquierda ecológica y feminista) y Antonio Kast (ultra derecha). La victoria de Gabriel Boric en la segunda vuelta del 19 de diciembre del mismo año, se produce en medio de un contexto caracterizado por: 1) proceso constituyente en marcha, como consecuencia de un estallido social cuya principal reivindicación es la lucha por la igualdad y los derechos; 2) descontento del electorado con la política y los políticos tradicionales; 3) la existencia de un parlamento fragmentado producto de la volatilidad del electorado; y, 4) un clima regional con predominio de las izquierdas.

Como un gran precedente del proceso constituyente, se debe recordar el estallido social de octubre de 2019 y por supuesto sus raíces históricas que se remontan a la dictadura. Augusto Pinochet llega al poder en 1973 tras derrocar al gobierno democráticamente electo de Salvador Allende. Además de ser uno de los regímenes más sanguinarios y de concentrar un poder absoluto, empezó a implementar el laboratorio del neoliberalismo basado en el incremento del Producto Interno Bruto (PIB) por encima de la media regional, pero a costa de abrir una importante brecha de desigualdad social. Con las protestas de octubre de 2019, muchas personas -principalmente estudiantes- expresaron su rechazo a la política y cuestionaron el modelo económico chileno, pero sobre todo la desigualdad. Este estallido es lo que le permite al país del Cono Sur transitar hacia una constituyente donde finalmente la población dio su beneplácito para su implementación. Desde que esto ocurrió, la extrema derecha ha venido haciendo una campaña de desprestigio al trabajo de la convención constituyente.

En la primera vuelta del 21 de noviembre, lo que definitivamente marcó los comicios fue que el electorado prefiriera dos extremos, evidenciando una clara derrota de los partidos tradicionales que han gobernado Chile en los últimos años desde el retorno a la democracia y sobre todo del partido de gobierno (Sebastián Sichel obtuvo el cuarto lugar). En estos comicios, el candidato de ultraderecha José Antonio Kast se impuso primero con una ventaja de un 2,08% por encima de Gabriel Boric, al obtener el 27,9% de los votos (Servel, 2021). Otro elemento que marcó las opciones del electorado fue que el candidato Franco Parisi, hizo su campaña desde Estados Unidos, sin participar en los debates pero utilizando un discurso fuerte contra la política tradicional lo que lo posicionó en el tercer lugar.

Para la segunda vuelta se enfrentaron los dos polos opuestos. Por un lado, una extrema derecha liderada por el conservador Kast y representante del Frente Social Cristiano, quien defiende el neoliberalismo y ofreció “mano dura” contra la migración y la inseguridad. Además de tener posiciones homofóbicas, xenófobas y en menoscabo de las mujeres, Kast defiende el legado de Pinochet, es afín a Trump y Bolsonaro, e indicó su intención de recuperar el Chile que -supuestamente- se habría perdido con el estallido social de octubre de 2019. De esta manera,  mencionó su intención de crear una zanja en la frontera norte para contener la migración irregular al país (BBC, 2021). El candidato de extrema derecha ya había participado en las elecciones presidenciales de 2017 donde logró el cuarto lugar, por lo que no era una figura nueva en la lid electoral.

Por otro lado, Gabriel Boric, quien se dio a conocer en las protestas de 2011, promovió en su campaña el cambio del modelo económico de libre mercado adoptado por el país del Cono Sur desde el régimen de Augusto Pinochet. Dentro de su oferta se plantearon cuatro grandes reformas: acceso universal a la salud, un nuevo sistema de pensiones, sistema educativo público y gratuito y la implementación del primer gobierno ecologista. Para financiar estos proyectos lo que se planteó fue un impuesto a la riqueza y aumentar la recaudación fiscal. Adicionalmente, propuso otorgar más poder a los territorios y facultades a los gobiernos regionales.

Con las actas escrutadas, el Servicio Electoral de Chile (SERVEL) anunció la victoria de Boric con el 55,87% frente al 44,13% de Kast. Un elemento no menor, que da cuenta de la fortaleza de la democracia formal chilena, fue la llamada del candidato Kast a su contrincante para felicitarlo y la posterior reunión que mantuvo Boric con el presidente Piñera donde se trató algunos temas relevantes para Chile, entre ellos su política exterior. Cabe mencionar que el hecho de que se hayan respetado los resultados electorales permite una transición ordenada.

Pero, ¿qué factores incidieron en la victoria de Boric, a pesar de la tendencia de la primera vuelta? Un factor clave a destacar fue el incremento en la participación del electorado. En Chile la votación no es obligatoria, por lo que no existen sanciones en caso que una persona no asista a las urnas. Lo que llama la atención es que, a pesar de que entre las elecciones generales de 1989 y 2017 el porcentaje de participación del electorado se ha reducido de 87% a 48% (Observatorio Reformas, 2021), para estas elecciones de 2021 la participación se vió incrementada del 47,33% en primera vuelta, al 55,64% en segunda vuelta. Este incremento de la participación del electorado se explica por el interés que despertaron los comicios en la población.

Pero no solo fue ese factor el que generó que Boric se impusiera ante Kast. El candidato por Apruebo Dignidad, y el hoy presidente electo más joven de la historia, se convirtió en una causa de consenso entre las fuerzas del centro hacia la izquierda. Así, figuras de la política como el expresidente Ricardo Lagos (quien gobernó entre 2000-2006) y la expresidenta Michelle Bachelet (quien gobernó por dos periodos entre 2006-2010 y 2014-2018), actualmente alta comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, respaldaron a Boric. Aunque Kast suavizó su discurso al mencionar que no respalda la violación en contra de los Derechos Humanos, su plan de gobierno y su nostalgia a la dictadura de Pinochet lo marcaron, haciendo que durante la segunda vuelta se le haga más difícil lograr consensos, por lo que atacó a su contrincante mencionando que Chile no quiere ser Venezuela o Cuba.

Se sabe que los votos no se endosan. Sin embargo, si se observan los resultados por región de la primera vuelta versus la segunda vuelta electoral, se puede colegir que, a pesar de que Parisi apoyó a Kast para los comicios de diciembre, aquellas regiones que habían respaldado al excandidato que reside en el exterior optaron por Boric. Esta fluctuación de votos es interesante analizarla puesto que evidencia que el electorado de Parisi optó por un candidato más incluyente.

También se debe hacer referencia al discurso como presidente electo de Gabriel Boric la noche del 19 de diciembre de 2021, el cual no solo evidenció su interés por suscitar la conciliación, sino que evidenció las bases de lo que podría ser un gobierno incluyente, plural y diverso, enfocado en la inversión social, el respeto a los Derechos Humanos y el medioambiente. Sin duda, la victoria de Boric podría marcar el nacimiento de una nueva izquierda en la región con una comprensión más amplia de la democracia y que abrace causas como la del feminismo y el ecologismo.

No será un gobierno fácil, tendrá que hacer frente a un momento político y social trascendente para Chile. A esto se suma una fragmentación en el Congreso que condicionarán al nuevo gobierno, por lo que se requerirán consensos y operación política. Finalmente, el cambio de tendencia política en Chile es un abrebocas de lo que podría ocurrir en Colombia y Brasil, países que celebrarán elecciones presidenciales en este 2022 y que, a pesar de que tienen contextos económicos, políticos y sociales propios, no están exentos de lo que sucede en una región siempre dinámica y en permanente tensión.

 


Bibliografía

BBC. 2021. Kast vs. Boric: quiénes son y qué proponen los candidatos diametralmente opuestos que se disputarán la presidencia de Chile. Disponible en: https://www.bbc.com/mundo/noticias-america-latina-59369218  

Observatorio Reformas. 2021. Monitoreo elecciones generales Chile. Disponible en: https://reformaspoliticas.org/wp-content/uploads/2021/11/ChileEleccionesGenerales2021.pdf 

Servel. 2021. Resultados segunda vuelta. Disponible en: https://www.servelelecciones.cl 
 

Karen Andrea Garzón Sherdek
Sobre el autor
Karen Andrea Garzón Sherdek
Directora de Relaciones Internacionales en la Universidad Internacional SEK. Investigadora del Observatorio de Reformas Políticas en América Latina.